11 7 / 2011

Ains, me siento tan identificada!

Ains, me siento tan identificada!

(Source: caniculadas)

Permalink 84 notes

27 6 / 2011

De cómo mi voluntad se va a la mierda

Domingo mañana, me levanto muy ufana dispuesta a no comer más que lo estrictamente necesario para mantenerme erguida. Decido que la motivación es lo más importante, así que me pongo a buscar foros ana y mia en la red, rápidamente me percato de que estoy haciendo el enfermo y lo dejo. En busca de algo que haga brotar una voluntad de hierro en mi misma busco y recorto una foto de Kate Moss y la planto en la puerta de la nevera… pero después de mirarla un rato me empieza a dar grima, tan flaca la tía, sin una teta, sin una curva… así que la quito y me decido por una mujer con más carnes, más realista pienso yo, así que busco y recorto una foto de la Bardot, la pego en la nevera… pero la miro y empiezo a pensar que ni con todas las dietas del mundo voy a llegar a estar tan buena como esa cabrona; ante la envidia creciente que nace en mi interior quito la foto y me decido por una mujer más real. Busco, busco y busco…  y recorto una foto de Paz Padilla, definitivamente se me han acabado las revistas, desisto. 

BB

Decidida a no darme por vencida me hago un café con leche desnatada y edulcorante. Me lo bebo mientras me fumo un cigarro y leo mi novela de misterio; es que soy adicta a novelas de misterio, sobre todo si salen mujeres hermosas y elegantes, ay!

Llego a la hora de comer famélica.

Me como un filete de pollo a la plancha y una lechuguita. Me quedo con hambre, me como unas lonchas de jamón york, más hambre, cojo un par de galletas príncipe con doble de chocolate que compré antes de mi inquebrantable determinación, cojo otro par de galletas príncipe con doble de chocolate que compré antes de mi inquebrantable determinación. Me como el paquete de galletas príncipe con doble de chocolate que compré antes de mi inquebrantable determinación. Cojonudo.

Me siento a ver la tele, con la tripa hinchada y la conciencia dándome voces. Decido que esta noche no toca cenar y me unto bien de Somatoline Reductor Noche para compensar la debacle, por la noche más, por cremas no va a ser. Y es que el no se consuela es porque es tonto.

Mucho más contenta con mi determinación llego a la hora de la cena fresca como una manzana y con el sentimiento de culpa ya olvidado. Traigo de la nevera un cochino yogur desnatado y dos piezas de fruta. Me lamento de mi suerte y me voy al espejo a comprobar si mi primer día de dieta ha surtido efecto. Veo que las cartucherazas siguen exactamente en su sitio, en el que han estado los últimos 10 años, desde que me salieron las tetas, vaya. Las miro, las desprecio un poco yme vengo arriba, es solo mi primer día, mañana lo haré mucho mejor!

Me voy a la cama encantada de la vida, hala.


26 6 / 2011

¿Hermosa? No lo suficiente

¿Delgada? No lo suficiente.

Con dos tetas por banda viento en popa a toda vela,

no surca la disco sino vuela un culazo con piel de naranja…

Esa soy yo, tetas, culo, curvas… como Scarlett estarás pensando, pues ni de coña, como Almudena Grandes en sus mejores tiempos más bien; lo que es una abundancia, vaya. Hombres que quieran aferrarse a mis carnes nunca han faltado, pero delante del espejo eliminaría sin dudar la mitad de mis volúmenes, poniendo especial ímpetu en los muslos cartucherosos y en el culazo celulítico.

Así que llegados a primeros de julio con este plantel me he decidido a mutar de Almudena a una suerte de Eva Mendes pero menos guapa me temo… Voy a dedicar los próximos meses a una estrictérrima dieta donde no tendrán cabida los hidratos, el azucar ni las alegrías culinarias en general. Y ante la posibilidad de sudar en exceso subida en una infernal bicicleta de spining he decidido pasar del gimnasio y compensarlo con todas las cremas reductoras que pueda encontrar en la farmacia.

Es decir, desde hoy voy a estar hambrienta y algo harta… pero me daba mal rollo llamar así a este blog con lo que me he decidido por lo de hermosa para darme ánimos, bienvenidos… o no!

Permalink 1 note